El cocinero y el presentador coinciden en que “para triunfar hay que poner pasión a lo que haces”.

Éste es el verano de los ‘Diálogos’, y en esta nueva entrega, quienes charlan son el cocinero Alberto Chicote y el periodista y presentador de ‘Salga el sol por donde salga’ en COPE, Luis Larrodera. El zaragozano comenzó su andadura en la radio cuanto tenía 15 años. Con esfuerzo y tesón se hizo a sí mismo. Luis es actor, presentador y monologuista. Alberto Chicote es un chico humilde de Carabanchel, es impulsivo y se ha convertido en un fenómeno televisivo. Uno de sus placeres, pasa por montar legos cuando está solo.

Alberto Chicote y Luis Larrodera, en COPE

La conversación de este “café sonoro” comienza con un Chicote sorprendido por los inicios de Luis Larrodera en la radio, cuando tenía 15 años. “Todo empezó como un tema social en el barrio de Zaragoza en el que yo vivía. Me enteré, lo comenté en casa y les pareció bien. Yo era un buen estudiante” ha reconocido Larrodera. “Yo no era muy estudioso. Me gustaba mucho aprender. Lo que no me gustaba era tener que hincar codos delante de un libro” responde Chicote.

Chicote: “Yo no era muy estudioso, pero me gustaba mucho aprender”

“Cuando yo empecé a estudiar cocina, cosa que en mi casa no sentó muy bien, la gente no tenía la imagen de lo que era un cocinero. Un cocinero no tenía una presencia pública. Yo en mi familia no tenía ninguna referencia en la cocina” recuerda Chicote.

Luis Larrodera asegura que cuando él dije en su casa que “quería ser actor, mi madre me dijo: ‘titiritero’. Y me encanta. Tengo un alma de titiritero”.

“Buena parte del secreto, consiste en que todos los días, cuando abras los ojos tengas ganas de hacer lo que vas a hacer. Convertir en especial cada día que pasa, me parece que es una parte del secreto de mantenerte un poco vivo y no irte apagando” destaca el mediático cocinero.

Larrodera: “Quería ser actor, mi madre me dijo: ‘titiritero'”

“Hay a quien le parece que Mozart es un coñazo. Entonces, evidentemente, tiene que haber mucha gente que no le guste tu trabajo o el mío” añade Chicote.

“Parece que la disconformidad, en buena parte gratuita, se ha convertido en un modus vivendi”, concluye Alberto Chicote en este “café sonoro” en medio de tanto ruido.

 

ESCUCHA AQUÍ ‘DIÁLOGOS’ | Con Luis Larrodera y Alberto Chicote